• CLIP

Acuerdo de Gobierno en Vitoria-Gasteiz. Reflexiones de un ciudadano de a pie.

Siempre es agradecido viajar en tren. Te permite reflexionar despacio, con calma, en silencio, que de otro modo, por lo menos un servidor, no es posible en el día a día. Hace unas semanas escribía en una libreta reflexiones mientras miraba de vez en cuando por la ventana del vagón de camino a casa. Acababa de leer detenidamente el acuerdo de gobierno 2019-2023 para Vitoria-Gasteiz entre los partidos políticos EAJ-PNV y PSE-EE, y pensaba en cómo este acuerdo puede influir positiva o negativamente en nuestra ciudad en los próximos cuatro años.


En este articulo he querido traer a limpio esas reflexiones anotadas en la libreta surgidas durante el viaje.

Antes de nada debemos ser conscientes de que tenemos ante nosotras cuatro años apasionantes y con grandes oportunidades para transitar hacia un modelo de ciudad más justa, igualitaria, solidaria, que respeta el medio ambiente y piensa en el bien común, si sabemos aprovecharlos desde las instituciones, las organizaciones y la ciudadanía.


Por eso me he sentido apenado al ver un acuerdo asentado en modos y maneras tradicionalistas, que desaprovecha los caminos abiertos por la innovación política y social para generar aire nuevo y confianza entre la ciudadanía, y ayudar a transitar hacia un modelo democrático más colaborativo/constructivo en el modo de hacer política y de generar valor público.


De esas reflexiones me surgieron tres líneas de pensamiento que considero que deberían abordarse esta legislatura si de verdad queremos alcanzar esos objetivos.


1.- Cambio de denominación del Departamento de Promoción Económica, ¿una declaración de intenciones?

En la anterior legislatura se dio un paso importante creando el Departamento de Empleo y Desarrollo Económico Sostenible, en vez del tradicional Departamento de Promoción Económica. Este paso atrás, al recuperarse el viejo concepto, puede entenderse como un retroceso, la vuelta a una visión más tradicionalista y anclada en una economía que se ha visto que no funciona, que genera desigualdades e injusticias cada vez mayores.


2.- Falta de presencia en el acuerdo de todos los partidos.

No se habla de búsqueda de consenso y acuerdos con el resto de partidos políticos. La sociedad somos todas las personas y, aunque con diferencias ideológicas, todas vivimos juntas. Debemos aprender a convivir, a respetarnos, a colaborar, a ayudarnos; y los/as representantes políticos deberían de ser los/as primeros en trabajar en esta línea. Qué bueno hubiera sido haber podido vislumbrar la intención de querer hacer un acuerdo de mínimos entre todos los partidos para esta legislatura. Ojalá se hubiera aprovechado para analizar en qué están todos de acuerdo, buscar el consenso a partir de las coincidencias y ponerlas sobre la mesa como proyectos/líneas de trabajo estratégicas para la ciudad durante esta legislatura. Qué oportunidad perdida la de no ver más allá de un acuerdo con el objetivo de una investidura.


3.- ¿Dónde queda la Innovación social y política como motor de cambio?

Los retos sociales y medioambientales del municipio se abordan de forma paralela al tejido económico y empresarial de nuestra ciudad. Si queremos un cambio real hacia una ciudad más justa, solidaria, que respeta el medio ambiente y la dignidad de las personas debemos introducir estos valores en el mundo empresarial, el comercio, la industria; en definitiva, en el cuore de las organizaciones.


Quizá sea un idealista, pero creo en las personas y en muchas de las que nos representan en el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz, y me gusta pensar que desean transitar hacia un modelo económico y político que esté al servicio de las personas y nuestro territorio. Son tiempos de dejar siglas y egos apartados, apostar de verdad por una política local y de las personas. Me hubiera encantado ver un acuerdo firmado por los y las representantes elegidas por la ciudadanía de Vitoria-Gasteiz y no por los lideres de los partidos a nivel provincial. Desde hace tiempo se están trasladando los mismos problemas de las políticas estatales a las políticas locales de forma intencionada, lo que provoca que la política de verdad, de cerca, de las personas, de la localidad donde vivimos, se resienta por los intereses partidistas. Los municipios no pueden ser un reparto de cromos entre partidos.


Ivan del Caz de Diego

Innovando por un modelo económico y político al servicio de las personas y el planeta

8 vistas

Una iniciativa de PlanBIKO

Contacta:

+34 688 72 32 00

clipvitoriagasteiz@gmail.com

Puedes encontrarnos en: 

C/ San Vicente de Paúl, 3

01001 Vitoria-Gasteiz - Araba